Destacado

Vietnam y Camboya 2012: Mercado Cai Rang.

Después de desayunar en la terraza de la última planta del hotel, mirando hacia el río Mekong, y con un grupo de chicas y sus profesores, bajamos hacia el río para coger una barcaza que nos va a llevar al mercado flotante de Cai Rang.
Son las 7 de la mañana y nos dirigimos hacia un pequeño embarcadero, vamos con Thang y a pie.  Cuando llegamos, no está nuestra barca, un chico le comenta a Thang que están haciendo un servicio y esta de camino, y que en la del no nos puede llevar porque es más grande y está esperando a un grupo.  Al final llegan a un acuerdo y nos sube río arriba en busca de nuestra barca.



Este mercado se encuentra a 6 km de Can Tho y es el mercado flotante más grande del Delta del Mekong, lo ideal es llegar antes de las nueve para poder ver en acción la gran actividad que se vive en este mercado. 
A unos kilómetros nos encontramos con nuestra barcaza que baja con una pareja (con la cual habíamos coincidido en un restaurante en Ho Chi Minh), así que hacemos un transbordo y seguimos río arriba.



Llegamos al mercado flotante, donde podemos encontrar pequeños botes, barcas y barcazas vendiendo y comprando todo tipo de producto. Los vendedores anuncian sus mercancías en unos palos en vertical colocados en la proa de su barco, ese palo cuelgan el producto que venden. He leído que la razón de estos mercados flotantes es que en Vietnam las transacciones comerciales que no tienen lugar en tierra firme están exentas de impuestos. 


No paro de sacar fotos, de mirar para todos los lados, y de ver el ir y venir de todos. Algunos siguen vendiendo, regateando el precio, otros están colocando sus compras en el barco, algunos ya comen, pequeños botes se acercan para ofrecerle un desayuno a los que ya han terminado la jornada o un número de la suerte. 


Damos un rodeo a las barcas que aún se encuentran en el mercado. Y volvemos río abajo. En la orillas continua la vida diaria, lavando, fregando, preparando la comida, pescando, etc…



Nos desviamos por uno de los canales para visitar un molino de arroz, donde aún mantienen maquinaria de hace algún siglo, y donde el personal humano aún es necesario.



Después de la visita nos dirigimos hacia el embarcadero. Regresamos al hotel y nos preparamos para salir a las 9:30 horas hacia un nuevo destino. Nos leemos. Sábado 22  de septiembre 2012, 20 Día.




No hay comentarios